Editorial: ¿Fin de la crisis política?

Editorial de Gestión. “Vivir en un escenario de permanente polarización le hace mucho daño al país”.

CONFIANZA. El Congreso decidió por 88 votos en contra, 11 a favor y dos abstenciones no otorgarle la confianza al ministro Alfredo Thorne, poniendo así fin solo a un capítulo del ‘affaire’ generado por la conversación entre el ministro de Economía y el contralor de la República Édgar Alarcón, cuyo audio grabado ilegalmente fue escuchado por todo el país. Sin embargo, cabe preguntarse si realmente se ha puesto fi n a la crisis política entre el Gobierno y la oposición, principalmente con la bancada de Fuerza Popular.

Aún está pendiente en el Parlamento el proceso de investigación que se sigue a Édgar Alarcón. Si bien en su presentación ante la comisión respondió algunos de los cuestionamientos, la denuncia de que mintió en la Universidad San Agustín para obtener su título de contador le resta mucho, pues de retirársele el título tampoco podría ejercer su cargo.

Cuando fue elegido el actual contralor, desde estas líneas advertimos que aun con el retiro de la denuncia constitucional en su contra su nombramiento no estaría alejado de los problemas (Gestión 15.06.2016). Un año después, lamentamos no habernos equivocado. Es de esperar, tal como planteamos hace algunos días, que el contralor dé un paso al costado por el bien de su institución (Gestión 06.06.2017).

Alfredo Thorne es un profesional destacado. Cometió errores políticos que tardó en reconocer y que le han costado el cargo. Ya habrá momento de juzgar sus 11 meses al frente del MEF, que a nuestro juicio no han sido tan satisfactorios, aun si no consideramos el impacto del caso Odebrecht o El Niño, tal como lo advertimos antes del ‘a aire’ del audio con el contralor.
Lo que sí es lamentable es que recién los congresistas, aprovechando la situación de Thorne, se hayan preocupado por la situación de la economía.

Como dijimos al inicio, para poner fi n a esta crisis política, luego de la salida del contralor Édgar Alarcón, el Gobierno tiene que llegar a un entendimiento con el Parlamento, lo cual implica que el presidente Kuczynski tenga que asumir el protagonismo que le corresponde y el Congreso, sobre todo Fuerza Popular, debe dejar de lado las confrontaciones y entender que, si bien su labor es fiscalizar, los ministros no pueden empezar a despachar desde el Parlamento.

Es momento de que ambos poderes del Estado entiendan que vivir en un escenario de permanente polarización, donde solo existen dos bandos, le hace mucho daño al país. Así el Perú no gana.

ÚLTIMA HORA ver todas

BLOGS ver todos

La Economía de la ExperienciaContinuum

A la caza de las habilidades del futuro: ¿C...

Moda Inc.Daniel Trelles

La moda como herramienta de terapia

Evidencia para la gestiónVidenza Consultores

Contrarreforma a la vista

WALL STREET VER TODOS

Será noticia

JOSÉ ANTONIO MONTENEGRO